sábado, 27 de agosto de 2011

¿Y CÓMO ERA LA SIRENA? De mi poemario "La Sirena de Plata".




   NOTA DEL AUTOR

   Un tiempo antes de la publicación de este poemario
le dí a leer a un amigo joven, vecino de mi casa,   los
originales para que me diera su opinión.  Él me dijo:

  - Está muy bien, pero hablas poco de la Sirena,
    debes escribir más sobre ella.
 
    Al regresar a mi casa, me puse a redactar algo
acerca de lo que me dijo el amigo y conseguí el
siguiente poema, que fue uno de los que más me
agradó del poemario: "La Sirena de Plata".
 
   Espero que ustedes también lo disfruten.
 
        ---------------

¿Y CÓMO ERA LA SIRENA?

¿Y cómo era la sirena?
me preguntó algún amigo.
¿Era acaso una sirena
o un simple desvarío
a los cuales acostumbras
a ilusionarnos sin tregua?
Si tú no quieres creerme
ven conmigo hacia la playa
y me siguió hasta la arena
aquella arena plateada
de donde se había ido
el ensueño de esa tarde.

¿Logras ver el rayo verde?
le pregunté y él no estaba
en trance como yo mismo
porque muy pocos consiguen
evadirse de este sueño
sin engaños verdaderos.

Si no ves el rayo verde
no encontrarás la sirena
y el amigo respondióme:
sólo veo el Sol naranja
y sus rayos me perturban
me siento como aturdido
y puedo volverme ciego.

Entonces, créeme amigo
la sirena era de plata
y lograrás comprobarlo
cuando se cieguen tus ojos
a la luz de los sentidos
y llegues a darte cuenta
que existe, lo que no existe
envolviéndote en colores
que no pueden describirse
al entrar al torbellino
de luces que no se apagan
y así podrás vislumbrar
a la sirena de plata.

Y el amigo incomprendido
dijo a todos: "no se puede
ingresar a su locura
que mejor lo dejen solo.
Imagina en su memoria
sirenas que no aparecen"...

Y cuando estuvimos solos
la sirena de plata y yo,
ella me dijo: no cuentes
a nadie de mi existencia.
La gente no logra verme
aunque describan mi imagen.
Si quieres seguirme viendo
no les hables de sirenas...

Ahora yo te comprendo
le respondí convencido,
aunque nunca les creyera
a quienes se embelesaban
con planetas muy lejanos
o platillos voladores.
No volveré a mencionarte
si prometes no dejarme.

Y el rayo verde brillaba
llevándose a la sirena
y el torbellino dio vuelta
al entorno de la playa
atrapándome en sus redes
y me llevó al lado de ella.

-------------

AUTOR. EMILIO ULISES ROBLES HORA

Copyright by: Emilio Ulises Robles Hora
"La Sirena de Plata"
Primera Edición 1998.

miércoles, 24 de agosto de 2011

JUEGOS ANTIGUOS Y ACTUALES.

Artículo publicado en este blog con fecha
20 de Enero del 2,009. Se vuelve a repo-
ner porque no ha perdido vigencia. Sólo
se ha reestructurado y corregido en algu-
nos tramos.


J U E G O S A N T I G U O S Y A C T U A L E S .


Hace poco conversaba con un amigo al cual le llevo algunos años.
Yo creía que era difícil encontrar a alguien que haya visto los camiones con cuerda (en el siglo pasado, cuando recién empezaba a desarrollarse la industria automotriz, para echar andar un carro o coche, como le llaman los españoles, tenían que ponerle una manivela por delante y darle vueltas, como si se tratase de un reloj de cuerda) posteriormente llegaron los arrancadores automáticos que se encendían con un botón, hasta los actuales que sólo necesitan introducir la llave para hacerlos rodar. Tampoco conocía, aparte de mis familiares más antiguos, a alguna persona que haya usado lapiceros de palo, hechos de madera cuya pluma de metal debía entintarse cada cierto tiempo, para seguir escribiendo.

Es difícil comunicarse con alguien que haya tomado agua de pozo o hubiera carecido de luz eléctrica, o desagüe (aunque en ciertos asentamientos humanos de Lima aún se padece de esta carencia). Sin embargo, nosotros lo sufrimos porque vivíamos en una provincia alejada de la Capital.

Es que antes, todos o casi todos teníamos esas características de la pobreza, porque el país era un país pobre...

Sin embargo, mi vecino que como yo había vivido su niñez y juventud en provincias, también conoció de todos estos atrasos históricos.

Él había vivido en Cerro de Pasco y aunque gracias a las empresas mineras que eran administradas por "gringos" o "americanos", tuvo el privilegio de ver las mismas películas que estrenaban en la capital, o incluso antes de su estreno, no dejó por ello de sufrir de la falta de agua, desagüe y luz.

Me contaba que en su tierra el jugaba con "El Aro"*, que era una rueda que se llevaba con un alambre que terminaba en una horqueta** guía. También jugó la "Canga" (que según tengo referencia también la practicaban los niños italianos) era muy popular en la costa y en Lima los niños la jugábamos usualmente. Consistía en lanzar un palito de escoba modificado, con un bate, de la misma escoba (a manera de béisbol pobre) lo más lejos posible. Según me contaba mi amigo cerreño, allá le llamaban "palitos chinos".

En cambio nosotros en Lima, conocíamos con ese nombre a un juego que en el oriente (China y otros países) se le denomina "Mikado" o por lo menos con ese nombre venía envasado.

El "Mikado" consiste en un grupo de palitos de colores, los hay: rojos, azules, verdes, lilas y uno solo de color negro, que es el más valioso. Se toman todos estos palitos por el puño y se dejan caer. Cuando se forma un montón, uno debe tener la habilidad de retirar uno por uno los palitos sin que se muevan los demás. Cuando se movían los otros palitos, el jugador perdía su turno. Al final se contabilizaban la cantidad de palitos y los colores, de acuerdo a eso se sumaba un puntaje que daba al ganador.

Pero hoy, los niños ya no juegan ni "Mikado", ni "Canga", ahora ellos usan internet para matar a todo los "enemigos" que se pueda y los "enemigos" son todos "los seres humanos" con o sin armas y cuando terminan de hacerlo, se suben a su patineta y empiezan a hacer acrobacias absurdas, tratando de caer parados cuando la "patineta" se da vueltas y por lo general no logran hacerla, pero en cambio reciben golpes fuertes por caídas accidentales.

También hemos jugado cuando éramos niños, a los "palitroques" que era una versión casera del moderno "bowling", en donde cada jugador alineaba sus palitroques, que eran de madera (todavía no aparecía la revolución del plástico) y nos sentábamos en el suelo tratando de hacer caer los palitroques del jugador contrario que se situaba al frente nuestro con las piernas abiertas para que no se vaya la bola fuera del juego. lo mismo se hacía con los soldaditos de plomo.

Dije bien, SOLDADITOS DE PLOMO, del metal PLOMO, ese que ahora aterra a las madres de los niños porque es satanizado por los medios de comunicación masivos. Nosotros hemos jugados hasta cansarnos con esos soldaditos de plomo y no nos ha pasado nada. En cambio ahora los niños son unos "LICENCIADOS VIDRIERA PARA LOS JUEGOS", porque todo les afecta, todo les hace daño, no deben jugar con soldaditos de plomo, no deben jugar con artículos pintados con pintura que contenga "plomo" etc. TODO LES HACE MAL, TODO ES CANCERÍGENO, MENOS LOS RAYOS CATÓDICOS DE LOS TELEVISORES, QUE PERMITEN EL USO DE INTERNET Y SUS JUEGOS PERJUDICIALES PARA LA SALUD MENTAL Y FÍSICA DE LOS NIÑOS, sí porque un niño que está todo el día pegado al televisor o la computadora que no es ni más ni menos que un televisor con memoria, comiendo chizitos, pollito a la brasa en pequeñas presas o pock-corn (palomitas de maíz) desarrolla un abdomen más grande que el de su papá o de su abuelito. Y ahora hay 43 millones de niños obesos en el mundo...

No sólo no pueden usar nada de metal, nada cancerígeno, que es todo lo que no sea la televisión, sino que tampoco pueden tomar agua del caño.

Cuando estudiábamos en el Colegio Salesiano, los sacerdotes nos llevaban cada cierto tiempo a tomar agua del caño, la misma que es satanizada por los medios audiovisuales e inducen a tomar agua envasada en botellas de plástico. Sabiendo que el plástico nunca se suelda bien y el polivinilo, su ingrediente principal se disuelve en el calor y pasa a contaminar automáticamente el agua y según noticias últimas, el polivinilo es cancerígeno.

Además el agua tratada químicamente pierde sales minerales y nutrientes esenciales que se encuentran en el agua natural.

En fin, ahora todo les hace mal a los niños, los cuidan más y se enferman más seguido.

Me viene a la memoria lo que le sucedió a una prima que crió a sus hijas con tanta asepsia y con alimentos "enriquecidos con minerales y hierro", evitando que no se "contaminen" con microbios o bacterias y estas niñas no desarrollaron suficientes defensas. Fueron atacadas por un "estreptococo dorado", porque no habían acostumbrado a sus cuerpos a defenderse naturalmente y tuvieron que tomar una serie de antibióticos y ser inyectadas con otro tanto de vitaminas, que mejor hubiera sido que se criaran en el ambiente natural y no ser torturadas por las pastillas o las inyecciones.

Acabo de ver en la Playa de San Bartolo a un señor de 95 años, que según su hijo quien lo llevaba a "remojarse" un tanto en el mar, tiene: "memoria de elefante, ojos de águila y estómago de perro". Con esto nos quería decir que se acordaba de lo antiguo, como de lo actual, que veía mejor que un lince y que comía de todo y nada le hacía mal.

Traté de averiguar en qué consistía su dieta y el hijo me informó que no tenía ninguna dieta:
-Mi padre come de todo y hasta toma de vez en cuando una copa de vino o un vaso de cerveza".

Entonces, me puse a pensar que antes, se comía la vida sin "transgénicos" ni edulcorantes, que tampoco se tomaba agua envasada en botellas de plástico, ni había la preocupación por agentes externos, que las persona se exponían a las picaduras de los insectos y estaban más cerca a la naturaleza y no les pasaba nada.

Con esto no quiero decir que Ud. se vaya a hacer picar por una araña o un alacrán, sino que no se asuste si de vez en cuando lo pica una avispa. ¡Pero qué avispa le va a picar, si hace varios años que Ud. no ve ninguna, tal vez la haya visto la última vez en su Canal de Animal Planet!

Cuántas veces habremos sido picados por una avispa cuando éramos niños, no recuerdo, pero sí que los amigos me decían que cuando ocurriese, la persiguiéramos hasta que cayera y luego frotáramos el lugar de la picadura con el cuerpo de la avispa muerta...

En fin, yo creo que los niños de hoy, no conocen lo que es una avispa y cuando la ven se aterrorizan, porque probablemente hayan visto en los canales tremendistas, aquellos como "Discovery Channel", "National Geographic" o "Animal Planet" que les puede dar un shock anafiláctico y morir. Y digo canales tremendistas, porque se pasan la vida asustando a la gente con los animales salvajes, a los cuales ni usted ni yo, tal vez, veamos nunca en nuestras vidas, si no acudimos a un zoológico.

Bueno, regresando a los juegos. Antes los niños salían de sus casas a buscar amigos para ponerse a jugar en colectivos, como "ladrones y celadores", "escondidas", "la pega" (hoy llamada: chapadas), "trompos" (con su respectiva cocina), "boleros", "todo lo que hace el prima" (el prima, primero de la fila, hace una serie de piruetas que los demás deben imitar, pierde quien no imita bien), "bolas" (juegos de pisco y ñoco), "canga", "inmóvil", etc. etc.

Ahora se ha perdido toda creatividad, el individualismo y egoísmo imperantes, los hacen vivir aislados de los demás en un "cono del silencio perpetuo" en donde ni ellos mismos se escuchan...

Caminan por la calle hablando por sus "hands free" cuando no es música a todo volumen de sus "Ipods" o "walkmans" y armados de su inefable patineta, huyen de todo el mundo como si estuvieran tratando de evitar "mezclarse con la chusma", como diría doña Florinda de la vecindad del "Chavo del ocho".

Cuando no están matando a todos los que pueden, en los juegos virtuales de Internet, están viendo su película predilecta en los horribles dibujos animados de "Los Rugrets" o "Los Simpson" y comiendo su sánguche predilecto de "Bembos" o "Burger" o las presas de pollo de la abuelita que le dice amablemente en un comercial, a cada uno de sus nietos: "Tú eres mi nieto predilecto".

Sin embargo, no todos los padres crían igual a sus hijos y de vez en cuando acallan al "bendito intromisor" o "depredador" de rayos catódicos (el televisor), lo jubilan para permitir la conversación en familia, como debe ser.

Cuántos casos de salud mental precaria podrían evitarse de haber una mayor comunicación entre padres e hijos y sobre todo poder expresar el amor que debe existir en una familia. Algunos grupos de personas ya se han puesto de acuerdo en más de una oportunidad, en algunos países, para hacer descansar al televisor en un determinado día del año y así la gente descansa de las urracas y otras porquerías, dándose un poco de paz y amor, libre de la presión de los medios, reencontrándose con la naturaleza y buscando un mejor nivel espiritual.

Lima, 20 de enero del 2,009
corregido y reestructurado el
27 de agosto del 2,011
*Otros juegos de niños eran: La Perinola.- Una especie de pequeña sombrilla invertida que tenía triángulos en donde decía: Pon uno, toma dos, etc. Y otro era el Rum-Rum que se hacía con una chapita de gaseosa aplastada con dos huecos por donde pasaba una pita o piola.
**u Horquilla.- Un alambre largo que terminaba en una especie de U por donde se acomodaba el aro para que ruede.


EMILIO ULISES ROBLES HORA


martes, 23 de agosto de 2011

GITANO. De mi poemario "Polen y Cenizas".




De mi poemario: "Polen y Cenizas"



2a. Edición: Enero del 2,005
Copyright by: Emilio Ulises Robles Hora
Autor: EMILIO ULISES ROBLES HORA.


GITANO.

Gitano soy desde que me hablaste...
invadiendo mis fronteras
que también te pertenecen
y me dijiste: es mentira,
no adivino yo la suerte
solo busco algún amigo
y me gustaron tus ojos.

Gitano soy desde que me hablaste...
saboreando el dulce néctar
de tus labios de frambuesa.
Y me dijiste: te quiero
besándome frágilmente
y yo sentí que hasta el alma
se me caía en pedazos...

Gitano soy desde que me hablaste...
flotando sobre la arena
de una playa desolada.
Hablaste muy dulcemente
con ternura indescriptible
y conocí el paraíso
al tenerte entre mis brazos...

Gitano soy desde que me hablaste...

------------

Autor: Emilio Ulises Robles Hora
De mi poemario: "Polen y Cenizas"
2a. Edición: Enero del 2,005.
Copyright by: Emilio Ulises Robles Hora.

sábado, 20 de agosto de 2011

¡HECHICERA! De mi poemario "La Sirena de Plata".

De mi poemario: "La Sirena de Plata"
Publicado en su primera edición en Agosto
de 1,998.Copyright by: Emilio Ulises Robles Hora.

¡ H E C H I C E R A !

¡Hechicera!
¿Qué hiciste de hechizo hoy día?
Que no duermo
que no pienso
que no puedo cruzar el viento
sin tenerte,
sin amarte,
sin probar tu melancolía.

Tu sonrisa
tu enigmática sonrisa
de aspecto jovial y siento
lo presiento,
lo mundano
del amor que me ha hechizado.

¡Hechicera!
¡Qué hiciste de hechizo hoy día!

--------------

"LA SIRENA DE PLATA"
AUTOR: EMILIO ULISES ROBLES HORA
Copyright by: Emilio Ulises Robles Hora



LA PAPA Y LOS TRANSGÉNICOS.

Artículo publicado por primera vez el 22 de Mayo del 2,008.
Retirado dos veces por causa de los hackeadores, pero se
vuelve a publicar en vista de no haber perdido vigencia.

LA PAPA Y LOS TRANSGÉNICOS.

Cuando estudiaba en la Universidad Nacional Mayor de San Marcos, solía asistir a las clases del curso de Historia de América (el cual no me correspondía llevar) que dictaba un catedrático brasileño, autor de numerosos libros, llamado Silvio Julio de Albuquerque Lima, quien me parecía sumamente carismático, entretenido e ilustrado como para no perderme los conocimientos que impartía en su curso.
Por él me enteré de la gran mortandad que causó en Irlanda la escasez de la papa, a causa de una plaga y como murieron más de un millón de personas porque en ese país, la base de su alimentación, era el tubérculo peruano, que lo habían adoptado como monocultivo.
Posteriormente supe, que de 1,845 a 1,851, la plaga de la roya, una especie de hongo, echó a perder sus cultivos, lo que ocasionó una gran hambruna y que a la postre acabó con más de un millón de habitantes. También me he enterado que en 1,845, los irlandeses llegaban a una población de 8 millones de habitantes siendo en la actualidad, 4 millones. Aparte de la mortandad, hubo una gran inmigración irlandesa hacia los Estados Unidos. Es así que con el tiempo, John Fitzgerald Kennedy, uno de sus descendientes, llegaría a ocupar la primera magistratura de esa nación.
Recientemente nos hemos enterado que la transnacional alemana BASF, ha "descubierto" una nueva variedad de papa "transgénica", bautizada con el nombre de "AMFLORA" o mejor, con su nombre técnico de: EH92-527-1 (no sé por qué este nombre me recuerda al cuento: "El Principito" de Antoine de Saint Exüpery) que es un tipo de papa creada en los laboratorios de esa empresa, con genes implantados, uno de los cuales, ofrece resistencia a un antibiótico, razón por la cual hasta el momento, aquella papa no es bien recibida. Además el almidón extraído de esa papa "transgénica" puede sustituir al plástico.
Ahora en los laboratorios de genética del mundo se está produciendo nuevos tipos de plantas, que pueden tener genes de animales. Según he podido leer, utilizan genes de virus, bacterias, hongos, de mariposas y hasta de escorpiones, para evitar que determinadas plagas, arrasen con los cultivos.
O sea que en otras palabras, al comer un transgénico, Ud. ya no estará comiendo un arroz común o una papa simple. Es probable que Ud. esté ingiriendo un arroz-escorpión, o una papa-rata, o cualquier porquería que las transnacionales del agro le quieran endilgar...
Muchas naciones han protestado y no quieren, por razones: religiosas (Dios no ha creado esos vegetales-animales que ahora pretenden que comamos), ecológicas (se sabe que los transgénicos empobrecen el suelo y lo reacondicionan para no poder cultivar plantas naturales). Además los insectos que transportan el polen, no saben si están transportando algo natural o algo artificial y se pueden propagar estos cultivos-monstruosos a lugares en los que no se admiten transgénicos.
La soya, procedente del Brasil o de Argentina, probablemente sea transgénica, porque en esos países se dio carta libre a esta clase de cultivos. O sea que a todos ya nos han estado acondicionando a ingerir esos alimentos a través del aceite, aquel que está tan caro en los supermercados. También las aves de corral, en especial a los pollos, aquellos de consumo masivo en el platillo denominado: pollos a la brasa, estarían contaminados con los transgénicos, porque a estas aves se les alimenta con maíz transgénico. Por lo tanto sería mucho más conveniente para la salud de todas las personas, consumir poco o no consumir definitivamente los populares pollos a la brasa.
Yo recuerdo cuando era niño, cocinábamos con manteca, probablemente, de chancho. Con el tiempo y de proseguir aquello de los "transgénicos", tal vez se cocine con manteca de caballo, de rata o de manatí...
Seguramente en el futuro a la hora de freír un huevo lo piensen mejor y traten de indagar la procedencia del aceite y/o la procedencia de sus ingredientes.
Debería obligarse por ley, que los productos artificialmente tratados por medios genéticos, sean etiquetados como tales.
Si siguen con aquello de los "transgénicos", no será nada raro que en el futuro cuando vendan papas, nos aseguren que viene con su respectivo gusano. Dicho en otras palabras, que lo detestable de ahora, será lo deseable del porvenir, como en la película "Cuando el destino nos alcance" en la cual se muestra que la gente se alimentaba con "Soylent green" que era una galleta producida con los cadáveres de los seres humanos.
Bueno, felizmente todavía podemos comprar en los mercados, la auténtica papa serrana que no conoce "transgénicos" ni porquerías modernas y que de vez en cuando viene con su gusano central, que nos hace recordar nuestros cultivos ancestrales sin manipulaciones de ningún tipo.
En fin, esperamos que nuestros gobernantes no sucumban ante las tentaciones de las transnacionales y sepan decir NO A LOS TRANSGÉNICOS, ni a las tecnologías que utilizan genes para "mejorar los cultivos y la productividad", cuando lo único que hacen es alterar la naturaleza, sólo con fines netamente comerciales.

San Borja, 22 de mayo del 2,008.(Escrito en esa oportunidad)
Corregido y actualizado el 20 de agosto del 2,011.

EMILIO ULISES ROBLES HORA.

miércoles, 17 de agosto de 2011

LA SIRENA DE PLATA. De mi poemario del mismo nombre.




De mi Poemario: "La Sirena de Plata"
Primera Edición: Agosto de 1,998.


Cuando una noche de insomnio
me llevara hacia la playa
caminando en las orillas
encontrábame disperso
confundido, anonadado,
reclamando a las estrellas
mi soledad no buscada,
mis infortunios fallidos
el alegrarme en tristeza
el entristecerme alegre...
El estar en este mundo
sin estar en ningún sitio.

Y al creer que me aturdía
huyéndome la cordura;
una ola gigantesca
en borbotones de espuma
irrumpió con sortilegio
apareciendo en la arena
una figura plateada...
Sorprendido del hallazgo
me pareció ver a un pez,
mas cuando yo me acerqué
encontréme una Sirena...
...Una Sirena de Plata...

Su belleza era suprema;
de cabellos ondulados,
de colores tornasoles.
Su rostro de perfecciones
de simetría ovalada.
Unas manos delicadas
con dedos largos y finos;
sus senos, cual una diosa.

Del ombligo para abajo
lo que parecía escamas
era en verdad algo frágil
como un vientre de paloma.

Cuando quise presentarme
escuchóse unos sonidos:
música del paraíso,
sinfonía celestial;
telepatía en su voz.
Quedé flechado al instante...

Sus labios provocativos
se estrecharon con los míos
y en un abrazo febril
quería fundirme en ella,
disfrutando aquel momento
sin permitirle volver.

Al fin llegué a comprender
que el placer es pasajero
y por más que prolonguemos
la dicha en tiempo terreno
al final se nos acaba
lo que parecía eterno.

Así aquella sirena
nuevamente me envolvió
con su hipnótica canción
y cuando le pedí quedarse...
Otra inesperada ola
acabó mi ensoñación.

EMILIO ULISES ROBLES HORA

"LA SIRENA DE PLATA"
Primera Edición: Agosto de 1,998
Copyright by: Emilio Ulises Robles Hora.

LOS "ANTIGUOS" Y LOS APARATOS MODERNOS.


LOS ANTIGUOS Y LOS APARATOS MODERNOS.

No me explico por qué a muchas personas de mi generación y a los más antiguos, les causa fastidio todo lo que es el avance moderno de la ciencia y la tecnología.
No soportan por ejemplo, la computación, el Internet, ni los artefactos eléctricos inteligentes. Ni siquiera se toman el trabajo de aprender a usarlos. Conozco a personas que en esta era de las calculadoras suman, restan y multiplican con su lápiz...
Recuerdo cuando era niño y vivíamos en Trujillo, mi padre pidió en demostración una radio (un receptor) y él, cómo los viejos de antes, no permitían que sus hijos o los menores, tocaran ningún nuevo artefacto hasta que ellos mismos aprendieran a usarlos (las instrucciones eran simples y no había tanto comando a ser accionado).
Es así que mi padre estaba sintonizando la onda corta y mientras se fue al baño, yo moví uno de los botones y logré dar con una emisora de Lima que estaba pasando el programa: "Escuelita Nocturna" que fue una predecesora radial de "El Chavo del Ocho". Cuando regresó, se encontró con la grata nueva. Lo que no había logrado él, lo hizo su hijo de siete años. Todos escuchamos el programa y nos reímos mucho porque era una parodia de una escuela en donde los adultos, se sentían niños y actuaban como niños, ahí estaban: "Pachitea", la señorita "Vampi" el profesor, y otros personajes.
Lo que sucedía en la década del 50, no se volvió a repetir en la década del 80, cuando aparecieron los V.H.S., primero y los D.V.D. después, pero el colmo llegó con las computadoras o PC y peor aún con las LAP TOPS, todas con una serie de comandos e instrucciones dificilísimas para la gente mayor...
Casi todos los antiguos, no saben utilizarlas bien y si Ud. va a la casa de alguien de avanzada edad o de edad madura y le pide que le encienda uno de esos dichosos aparatos, lo primero que le dirá es: - Que venga Juancito porque yo no sé manejarlo. O como me escribió un amigo de mi promoción: -Yo no sé bien eso del Facebook, con las justas sé escribir un correo o e'mail.
¿Por qué han abdicado la mayoría de adultos, a su derecho de aprender los avances de la tecnología? ¿Es acaso tan complicado saber manejar un V.H.S., un D.V.D., una P.C., una LAP-TOP, un IPOD, un MP3, un MP4 o un BLACKBERRY?
Yo por ejemplo, cuando he tenido un V.H.S. o algún artefacto de uso moderno, no he leído el manual de instrucciones, pero he presionado todos los botones hasta dar con la función que cumplen. He tratado de combinar todas las posibilidades y he ido a todos los programas para descubrir algunas de las utilidades del dichoso aparato.  Sospecho que algunos de mis lectores que han tenido en sus manos un V.H.S. no han utilizado todas las funciones del mismo, como grabar sus programas favoritos, mientras no estaban en casa o veían un programa diferente. Yo sí lo hice y pude espectar mis programas favoritos grabados mientras estaba fuera y el televisor permanecía en stand-by.
Es una lástima que se cambie de una tecnología a otra tan rápidamente, porque significa gastos adicionales a los usuarios, quienes no desean quedarse rezagados y al final terminan desvalorizando sus adquisiciones. Los artefactos eléctricos, como los celulares, devienen en obsoletos de un mes a otro.
Según he tenido conocimiento en Estados Unidos y en otras naciones existe la onda retro, que consiste en regresar a los artefactos antiguos, como los tocadiscos y otros aparatos que ya no se usan actualmente.
Ahora voy de un celular a otro que no conozco y sin leer manuales, trato de adivinar las funciones que son parecidas, aunque en estos momentos desconozca el último que tengo, pero ya lo averiguaré...
Si uno no sabe que es un Ipod o un Módem puede preguntar a Google, que es un buscador eficiente y tiene muchas respuestas. Se enterará que un IPOD es un reproductor de música digital con pantalla a color y disco duro y un MÓDEM, es un aparato que permite a un ordenador (computadora) enviar y recibir información por la vía telefónica.
La idea que tenía la gente antigua de que un artefacto se podía malograr si no lo manejaba alguien que supiera hacerlo, es una idea muy generalizada y desfasada de la realidad. Hasta la fecha paraliza a muchas personas que se abstienen de aprender a usar un artefacto moderno con el temor de que no les echen la culpa si se malogra, aún siendo ellos los mismos dueños.
Yo les digo: MALOGREN LOS ARTEFACTOS. LOS APARATOS ELECTRÓNICOS Y TODAS LAS CHUCHERÍAS QUE AHORA NOS INVADEN, SE HAN HECHO PARA QUE SE MALOGREN, AÚN SIN USARLAS.
LO QUE NO DEBEN HACER ES RENUNCIAR AL SAGRADO DERECHO DE APRENDER A UTILIZAR LOS NUEVOS INVENTOS DE LA TECNOLOGÍA ACTUAL.
SI SE MALOGRA ALGO, SE MANDA A COMPONER O SINO, SE BOTA...
Yo prefiero botar las cosas inservibles o vendérselas al ropavejero, como las dos máquinas de escribir con cassette de cinta que me obsequiaron unos "amigos" y que no se podían utilizar porque los cassettes estaban descontinuados. Se los vendí a un ropavejero a diez soles cada una, porque las personas que regalan algo, deben obsequiar cosas buenas que sirvan y no cachivaches que no sirven y que más bien ocupan un lugar en la casa y al final se convierten en basura.
Sobre esto ya escribí anteriormente un artículo que titulé: "La producción chatarra" que es aquella producción por medio de la cual se fabrica artefactos que al poco tiempo ya no sirven. Como los celulares que van cambiando de un año al otro, o los reproductores de música que hasta hace muy poco reproducían CDs. y ahora tienen memoria y son cada vez más pequeños.
La empleada doméstica de mi hermana se compró un celular que toma fotografías y gastó 300 soles. ¡Qué pena, ahora valen 80 soles y dentro de unos años o meses, se lo obsequiarán por la compra de un ventilador!
Lo que hacen las grandes transnacionales de estos artefactos, es algo parecido a vender "espejitos a las tribus del sur".
Bueno, pero cada uno quiere tener lo último de la moda...
Hoy mismo acompañé a un joven a una tienda chilena para que vea unas zapatillas que costaban la friolera de 300 nuevos soles (alrededor de 100 dólares americanos), cuando mis zapatos más caros me cuestan 100 nuevos soles (la tercera parte) y antes me iba a la Avenida Grau y me compraba zapatos por 40 nuevos soles, sólo que ahora no los venden de mi talla. Parece que con el encarecimiento de los alimentos, a los peruanos se les ha reducido la talla de los zapatos...
Recuerdo cuando estaba joven y trabajaba en una Municipalidad, yo también me compraba objetos caros y mi Jefe me preguntaba: ¿Cuánto te han costado esos zapatos? Yo le respondía: 200 soles y él replicaba: ¿Por qué pagas tanto, si estos zapatos me han costado 30 soles? Eran de la marca Teddy con planta de jebe simple, un calzado barato que ningún joven se hubiera puesto.
Aunque ahora sucede que las imitaciones que hacemos acá son tan buenas y hasta mejores que aquellas llamadas "de marca".
Los chinos que empezaron copiando todo y probablemente pirateando todo, ahora venden los zapatos y pantalones más baratos del mundo y también los artefactos eléctricos de más bajo precio y nadie puede competir con ellos. Ahí no había aquello del decomiso o la incineración de los objetos pirateados, sino tal vez un asesoramiento para que el falsificador se legalice.
No estoy recomendando la piratería, sino que se aproveche esa gran creatividad de los que la ejercen...
Acaso no hemos visto películas americanas donde los falsificadores eran contratados posteriormente para detectar procesos fraudulentos y cómo aquí, quienes hackearon a los chilenos, en lugar de darles trabajo, fueron aprovechados por el gobierno venezolano quien los ha contratado ventajosamente y nosotros dejamos escapar tan prometedores talentos.
Y acaso los chilenos descaradamente no se apropian de todas nuestras creaciones como el pisco, el suspiro a la limeña y otros (me cuentan que también los chilenos venden retablos ayacuchanos y toritos de pucará, auténticamente "chilenos") y a la entidad encargada de velar por nuestras propiedades intelectuales y naturales, a INDECOPI, se le pasea el alma.
Pero regresando al tema, nosotros, quienes pasamos de los sesenta y aún aquellos que están por los cincuenta, deberíamos de preocuparnos por entender los últimos descubrimientos de la ciencia y la tecnología y si tenemos la suerte de ser propietarios de algunos artefactos modernos, debemos aprender a manejarlos sin temor a que se malogren y sin esperar a que nuestros nietos o sobrinos vengan a suplir nuestra rendición mental ante el progreso.
Muchas personas tienen complejo de culpa en utilizar sus propios artefactos y piensan como niños que tal vez les van a llamar la atención si los malogran. Yo les digo, úsenlos, presionen todos los botones, si se malogran, no importa, los botan o se compran otros, pero no se priven de utilizarlos y disfrutar de sus propiedades.

San Borja, 7 de julio del 2,008.
Corregido y aumentado el
17 de agosto del 2,011.

EMILIO ULISES ROBLES HORA.